Pitchline ‘zine

(28 May 2013)

Karonte, seguramente sean uno de los muy pocos casos en el territorio nacional de clásica y longeva banda que todavía sigue en activo (en concreto desde el ’94). A día de hoy, tratan de mantenerse a flote como pueden ante toda esta vorágine de actuales propuestas musicales y/o sub-estilos, o bombardeo inagotable de jóvenes bandas que no paran de brotar hasta por debajo de las piedras. Sea lo que fuere, sin una carrera no muy prolífica y un tanto intermitente, ‘Paraíso Sin Fe’ supone el segundo disco de esta grupo cántabro formado allá en el lejano ’94 y que han decidido apostar por el sabio refranero de: “yo me lo guiso, yo me lo como”, esto es, grabación, edición, mezcla, masterización, diseño y difusión a cargo de ellos. ¡Casi nada!

Siguiendo el hilo de su primer disco ‘Letargo’, ‘Paraíso Sin Fe’ nos muestra a estos veteranos músicos como no podía ser otra manera prosiguiendo con su característico Death Metal de los 90’s de estructuras sencillas apoyadas en riffs con ciertos momentos pegadizos y muy melódicos, tempos principalmente a medio tiempo y voces guturales totalmente reconocibles en castellano como ‘trademarks’ más notorios de este cuarteto cántabro. De hecho, el ‘background’ musical que cosechan al haber mamado desde tiempos pretéritos la eclosión de la música extrema, les hace aflorar tímidas pinceladas de otros estilos ajenos al Death Metal pero con cierto arraigo en él, como el Thrash o el Doom.

A nivel de influencias, donde se pudieran trazar las similitudes más presentes serían con el material de Gorefest (innegable la fuerte influencia del ‘False’ sobre todo), primeros Arch Enemy (sobretodo por los solos y ciertos riffs) o época intermedia de Carcass (era ‘Heartwork’ o ‘Swangsong’). Donde sí que me gustaría hacer hincapié es en el muy buen gusto que han tenido en el sonido de las guitarras (pulcras, elegantes,…), empezando desde los solos y terminando por las muy cuidadas melodías que destilan y que hace refuerzan el particular dicho de ‘menos es más’.

Del plástico, compuesto por 8 temas que rozan los casi cuarenta minutos de duración destacaría el ‘triste’ y ‘doomero’ corte “Gris”, la contundente “Paraíso Sin Fe” o la ‘gorefestiana’ “Carne” como temas más significativos de ‘Paraíso Sin Fe’, el cual viene presentando en un sobrio y refinado digipack.

La producción del CD es otro aliciente para el más exigente oyente de la música extrema en la vertiente más añeja, con un sonido ‘clásico’ dentro de los cánones del Death Metal, con una producción bastante dinámica, natural y sin ‘comprimir’, queriendo dar aire a todos los instrumentos. A pesar de ello, a título personal una masterización adicional no le hubiera venido nada mal para acentuar sobretodo las partes más contundentes, graves y pesadas del disco, donde en ciertos pasajes del álbum decae un poco la pesadez que un estilo como el Death metal ha de caracterizarse.

Ante todo mi particular enhorabuena y mi más sincera admiración por estar al pie del cañón…

Redactor … Fekalot, The King of the Underworld .

VALORACIÓN 7

ENLACE